Rebeca Bosanz

Cuando le hablo a la gente de las sesiones de retrato, siempre repito lo mismo, se trata de ser tu mismo, se trata de hacer el book como tu eres, de representar lo que te identifique, bien de manera general o bien en algún momento de tu vida por algo en concreto.

Cuando Rebeca me contactó ella tenía claro desde el primero momento lo que quería, así que estuvimos hablando varias veces pensando en ideas, sitios y demás para hacer algo que fuera acorde con ella, con su momento, con su forma de ver las cosas de vivir etc. Yo disfruté mucho de la sesión ya que ella estaba implicada y lo pasamos genial, al principio como siempre pues hay más nervios pero a los 10 minutos habían desparecido por completo. Para mi este tipo de sesiones es más que hacer “click” con la cámara, es pasear con la personas que ha confiado en mi, es charlar para conocerla un poco mejor e intentar sacar partido de todo eso, es para la persona, liberarse, ser uno mismo, y disfrutar de lo que uno es.

Rebeca ya me ha dicho que más adelante volveremos a vernos, y estoy seguro de que va a ser una sesión fantástica como lo ha sido para mi esta.